Novillero, Nayarit México
novillerosEn el extremo norte de la Riviera Nayarit se encuentra una de las playas más largas del mundo, Novillero, en el municipio de Tecuala, con una longitud de 82 kilómetros según los Records Guinness.
Novillero es una localidad asentada en medio de una extensa planicie costera, su playa de hasta 500 metros de ancho es de una ligera pendiente y el mar se caracteriza por su suave oleaje, pero lo que caracteriza esta playa es que se puede caminar muchos metros mar adentro y apenas sumergirse en sus aguas.
Es el sitio ideal para relajarse y disfrutar con tranquilidad del sol y de las actividades de playa con los amigos o la familia. En el camino de Tecuala a Novillero se recomienda parar en los populares “botaneros”, negocios locales en dónde se ofrecen numerosas botanas elaboradas a base de camarón y pescado para acompañar la cerveza fría.

Para quienes disfrutan del ecoturismo en los alrededores de la playa se pueden recorrer exuberantes manglares.

Qué visitar en Novillero

La playa de arena fina de Novillero es propicia para tomar el sol, caminar, navegar en canoa o realizar paseos en lancha, sin perder la oportunidad de contemplar las aves y la puesta del sol que cada tarde es un espectáculo de un intenso colorido.

La playa es sin duda el principal atractivo pero no el único. Novillero forma parte del ecosistema de manglares más extenso del Pacífico mexicano. Se ubica en la parte media del complejo de marismas que abarca desde Escuinapa en Sinaloa hasta San Blas en Nayarit; se integra por lagunas costeras, manglares y pantanos, como la boca de Cuautla y la laguna de Agua Brava.

En los alrededores de Novillero existen embarcaderos donde se ofrecen traslados en lancha para navegar los manglares, canales llenos de vegetación y una gran variedad de aves que habitan o migran a este lugar, como garzas y patos, incluso, se puede ver algún cocodrilo de río. En algunas chozas ubicadas en las orillas de los canales se puede comer los platillos regionales.

Al norte de la playa de Novillero se encuentra el ejido de San Cayetano, en donde se halla un antiguo casco de hacienda que data del siglo XIX, de éste aún se conservan en pie los arcos y habitaciones de ladrillo rojo.

En la localidad de Tecuala se puede visitar su plaza principal y el templo del Sagrado Corazón de Jesús. A pocos kilómetros de la ciudad se localiza el poblado de San Felipe Aztatán, en dónde se erigió un monumento a la mexicanidad, que simboliza la partida de las tribus mexicas hacia el centro del país para fundar México-Tenochtitlán.

http://www.mexplora.com/destinos_mexico/destino.php?id=3048

Leave a Reply